Archivo del mes 08.2011

0

Glenn Postolski, director de la carrera de Ciencias de la Comunicación de la Universidad de Buenos Aires, nos cuenta sobre la situación actual de los medios en Argentina, sobre la Ley de Medios, el plan de reforma de la carrera. Informate sobre estos temas y más.

EL PUENTE: ¿Cómo se caracteriza, en líneas generales, el estado actual de los medios de comunicación en la Argentina?

GLENN POSTOLSKI: Desde la década del 90 se consolidó un tipo de modelo en el mapa mediático en el cual existen presencias dominantes, principalmente, de dos grandes grupos. Uno vinculado al desarrollo de un actor económico nacional que es el Grupo Clarín, que tiene la capacidad central de poder configurar, a partir de su diario, la agenda pública. Tiene una diferencia cualitativa histórica con otros grupos comunicacionales, que es la de fijar esa agenda política o noticiosa. El otro actor central es el Grupo Telefónica, a partir de la expansión del sistema televisivo. leer nota completa »

1

Patologías de Moda

Muchas personas, en menor o mayor medida, por experiencias personales o de algún conocido, tomaron por costumbre diagnosticar enfermedades. Cómo si una enfermedad nos definiese más allá de nuestros nombres o características personales, a veces escuchamos a alguien que dice “Yo soy TOC” (Trastorno Obsesivo Compulsivo) o “Mi hijo es ADHD” (Trastorno por déficit de Atención por Hiperactividad).
Nos enfrentamos entonces, al etiquetamiento de un sujeto a una enfermedad y a la personalización de esa enfermedad “Yo soy TOC”, que trae aparejado la despersonalización misma.
Hace años, no es cosa nueva, que muchas patologías psiquiátricas están de moda, así también como el consumo de ansiolíticos y antidepresivos. (sin entrar en el tema del abuso de estas drogas). Y estas modas disfrazan la seriedad y  peligrosidad de la automedicación o el falso diagnóstico. leer nota completa »

0

Felicidades a todos los niños…. y a todos nosotros por ese niño que  llevamos dentro!

No nos olvidemos que este día está dedicado a la fraternidad, comprensión y, fundamentalmente, a la promoción de los derechos de los niños. En 1954 la ONU recomendó a cada país que celebre este día en la fecha que creyera conveniente.
Estos derechos fueron plasmados en un documento realizado en 1959 por la Asamblea General de las Naciones Unidas:

Declaración de los Derechos del Niño

PREÁMBULO

Considerando que los pueblos de las Naciones Unidas han reafirmado en la Carta su fe en los derechos fundamentales del hombre y en la dignidad y el valor de la persona humana, y su determinación de promover el progreso social y elevar el nivel de vida dentro de un concepto más amplio de la libertad,

Considerando que las Naciones Unidas han proclamado en la Declaración Universal de Derechos Humanos que toda persona tiene todos los derechos y libertades enunciados en ella, sin distinción alguna de raza, color, sexo, idioma, opinión política o de cualquiera otra índole, origen nacional o social, posición económica, nacimiento o cualquier otra condición, leer nota completa »

0

por Matías Raña  @matias_ra

Es una buena época para los fanáticos de las películas de superhéroes. Tengo un amigo, al cual llamaremossimplemente “Aníbal”, que tuvo un orgasmo cuando se enteró que salía la película de “Los Vengadores”. Paraaquellos lectores que no conocen que es esto, comento: “Los Vengadores” es una historieta que reúne a losprincipales héroes de la editorial estadounidense “Marvel Comics”. Dichos personajes son Iron Man, Hulk, CapitánAmérica, Hawkeye, Viuda Negra, Thor y Nick Fury. Todos ya tienen sus películas por separado, y ahora les tocajugárselas como grupo, para las delicias de muchachos como Aníbal.
Cuando dije que Aníbal tuvo un orgasmo, no exageré. Fue a ver la película del Capitán América que se estrenó elpasado jueves 29 de julio, y al final le dieron un pequeño avance del grupo “ensamblado”, y pasó. El muchachoentró en éxtasis, y duda que pueda volver a repetir semejante placer con su novia, a quien llamaremos “Olivia”,para no herir susceptibilidades.
Pedirle una opinión sobre el cine de superhéroes a una persona que adoró la versión que parió Roger Cormande “Los 4 fantásticos” es pedirle peras a un olmo. Soy consumidor de este tipo de largometrajes, y admito queestamos en una era dorada. El nuevo milenio nos trae al menos dos películas ambientadas en este sub géneropor año. Casi todas vienen de Estados Unidos, que tiene el monopolio de los personajes más conocidos y losrecursos técnicos para hacer grandes espectáculos visuales. Acá en Argentina nos tuvimos que conformar con unamediocre “Zenitram” (basada en un muy buen cuento de Juan Sasturain), que llevó a la parodia la argentinidad,haciendo un espectáculo casi grosero, pero pionera en lo visual en lo que a estas pampas respecta. leer nota completa »

07.08.2011

Melingo, el actor

0

El actor argentino Marcelo Melingo nos cuenta sobre sus proyectos actuales en teatro y televisión. Además, sus inicios en la actuación y algunos detalles sobre el mundo del espectáculo nacional.

EL PUENTE: Cómo fueron tus comienzos en la actuación?
MARCELO MELINGO: Empecé yendo al estudio de Lito Cruz, estuve unos tres años con él y un grupo divino de gente, entre los que estaba Pablo Echarri. Eso fue como un primer año de facultad. Después de esos tres años, que no trabajé, hice una obra de teatro con Lito Cruz, pero era más que nada estudiar teatro. Luego me fui con Julio Chávez y ahí apareció un casting con Cris Morena, lo hice y terminé trabajando un año en su novela “Life College”, haciendo del malo del colegio. De esa forma arranqué.

EP: Ser actor fue algo que siempre quisiste?
MM: Yo lo tenía claro desde el colegio, cuando participaba de los actos. Incluso, llegué a dirigir  Titanes en el Ring, que fue una idea que tuvimos con unos amigos y nos disfrazamos todos de los titanes y yo lo dirigí. Me acuerdo que puse las peleas, los golpes. Además yo caía muy bien, me golpeaba muy bien y eso garpaba en ese momento, porque era lo más emocionante. Era el catch ese mentiroso que te caes y parece que te quebrás la columna pero en realidad no te pasa nada. Hicimos además un musical donde también bailé. Esas cosas que hacés cuando estás en el colegio, las hice todas y muy entusiasmado. Después, cuando terminé fue un “bueno, qué voy a hacer, pero de verdad, porque todo esto es bárbaro pero no es serio” Era un pensamiento más bien social de “muy lindo todo pero de qué vas a laburar”. Ahí estudié un año de Derecho y me di cuenta de que era demasiado serio. Me gustaba la carrera, pero pero no el hecho de acordarte de las leyes, además leíamos algunas que eran súper contradictorias entre ellas y lo colgué. Después estudié Márketing… no cazaba una pelota y también lo colgué. Al otro año arranqué en lo de Lito Cruz porque en una comida estaba con una actriz y habían otros actores y me dijeron “por qué no probás, por qué no lo hacés” … yo ya tenía eso en la cabeza: “sí, yo lo haría, eso es muy fácil” y la devolución fue “entonces si es fácil, hacelo” y así arrancó. Hoy ya no me es tan fácil porque, en realidad, no todo es tan fácil como uno cree a los 23 años!

EP: De alguna forma pudiste quitarte ese peso, esa imposición social de seguir una carrera tradicional
MM: Sí, fue la época que me fui de mi casa. Me fui y veo cómo me las arreglo. Igualmente yo trabajaba, hacía sonido y era DJ. Ya venía pasando música en fiestas. Tampoco iba a estar con eso toda la vida porque no me parecía muy serio y hoy estoy haciendo las dos cosas. Así que mientras trabajaba en sonido me fui metiendo con Lito Cruz y ahí me fui a vivir sólo y arranqué. Ahí estuve dos, tres años con teatro pero sin trabajar, sólo estudié teatro. Surgió la novela “Life College” y la obra con Lito Cruz. De un día para el otro Cris Morena levantó el programa y nos quedamos en la nada. Venía muy bien, estábamos todos muy subidos y se terminó la novela porque ella quería hacer otro programa. Con un amigo inventamos un espectáculo que se llamaba “Improbar”, que era como un cantobar pero para actuar, o sea en vez de cantar, la gente pasaba y actuaba. Con eso estuve 4 años dirigiendo y produciéndolo.  Con eso también la remé mientras salía algo en televisión. Ahí empecé a entender de qué se trataba la carrera y no era que toda la vida ibas a trabajar en televisión, vas a cobrar un montón y ser famoso. Por lo menos a mí no me tocó. leer nota completa »