Salió Dale 4

A continuación presentamos un avance de la nota central que publicaron nuestros amigos de la revista Dale. Para saber cómo suscribirte, entrá a www.revistadale.com.ar o comunicate con nosotros!


 

«El reggae pasó de moda»

El nuevo número de la revista analiza a fondo este género, habitualmente minimizado y que, tras resistir más de 20 años, merece dejar de ser tratado como una simple tendencia.

Algunas de las preguntas que intenta responder esta revista son: ¿por qué el reggae es tan popular en nuestro país? ¿Hay un reggae argentino, con una identidad musical propia? ¿Existe el reggae sin la marihuana?

Entre los entrevistados, opinan Guille Bonetto, Chelo Delgado, Juanchi Baleirón, Bahiano, Flavio, Fidel, Mariano Castro, Sergio Colombo, DJ Rasflek, Santi Palazzo y muchos más.

Acá reproducimos la nota que presenta toda la edición:

La moda eterna

Cuando “El ritual de la banana” se convertía en el disco más vendido de 1987 eran muy pocos los que se animaban a apostar por la continuidad de Los Pericos más allá de ese verano. “Welcome to Jamaica reggae”, cantaba el Bahiano con su sospechosa fonética que luego sería un sello, e inauguraba masivamente el desembarco de un nuevo género por estas latitudes.

Nació como un ritmo de resistencia en una pobrísima isla del Caribe y había llegado a nuestro rock con el sello de Luca Prodan. Los Abuelos de la Nada fueron también partícipes necesarios.

Luego, la música popular se ligó con el reviente de los ‘90s, que nos frivolizaron con el 1 a 1 y el vaciamiento del país. Una década que contrasta con la crisis declarada en el 2001 y que se extendió por años.

En un punto, el reggae terminó desplazando al rock chabón del centro de la escena. Quizás, como afirma DJ Rasflek, Cromañón haya sido efectivamente el golpe de gracia para ese estilo y, entre tanto dolor y desidia, haya despertado la voluntad de escuchar mensajes más positivos y esperanzadores. El reggae cambió aguante por paz y espiritualidad: una mentalidad que ya estaba arraigándose en la sociedad y que necesitaba un hecho artístico para acompañarla.

La polémica no le es ajena ya que los puristas sostienen que únicamente los rastas pueden tocar reggae y de ninguna manera debe escindirse la música de su mensaje religioso y contra la opresión. La excepción a esta regla pareciera ser el propio Bob Marley, cuyos principales hits le cantan más al amor que a la resistencia.

Por otro lado, y en aparente contradicción con la palabra profesada, son varios los que apuntan contra determinados artistas por bastardear la esencia del género y rendirse ante las leyes del mercado babilónico.

Al margen de que existan algunas internas, suele decirse que son una gran familia. El género local ha conseguido una hermandad que otros estilos no alcanzaron: grandes referentes participan constantemente de discos de bandas emergentes y suelen secundarlos en sus shows. Incluso si se lo analizara desde un punto de vista estrictamente comercial, los frutos son indudables, al potenciar todo el movimiento.

Por supuesto que el reggae se subió a una ola que buscaba el rédito económico ante todo, pero el reggae también supo sobreponerse a esa tendencia y aprovecharla para crecer desmedidamente.

Definitivamente más allá de toda moda, con veinticinco largos años ya recorridos en nuestro país, ¿puede el reggae ser considerado un ritmo argentino? ¿Hay acaso un sonido característico para el reggae local o las bandas se limitan a repetir fórmulas y temáticas extrapoladas de otras realidades? Es un género que tiene un pasado insospechado, un presente masificado y ya deja entrever su futuro creativo.

 

 

Tags: , ,

Una comentario para 'Salió Dale 4'

  1. Lionel dice:

    jaja cualquiera ya no saben que poner para que les compren las revistas, escucho reggae como el rock el rap y otros generos, y el reggae no quedo igual que antes , es verdad que muchos copian como todo genero a sus idolos, pero la fusion de generos lleva a aumentar la calidad y incluso a crear nuevos generos, eh escuchado reggae con soul, jazz, rap, musica sinfonica, y todas son buenisimas, por que no hablaran de las musicas mas comerciales si es que se llaman musica wachiturros , electro, pop con nenitos lindos.

Deje un comentario